Etapa I: Acceso al conocimiento

Imprimir

 

¿En qué consiste el acceso al conocimiento?

 

Acceder al conocimiento significa tomar las primeras decisiones acerca de qué escribir y cómo hacerlo. Siempre se escribe sobre algo o alguien, y eso exige activar los conocimientos sobre ese alguien o algo. No se puede escribir sobre la nada.

Para ello necesitas activar los conocimientos previos que poseas acerca de ambas cuestiones (qué sé) y darte cuenta de los conocimientos que no poseas aún (qué necesito saber). Actualizarás en tu memoria la información y sistematizarás la que necesitas consultar en las fuentes documentales a las que te dirijas.

 

También en esta etapa contextualizarás o situarás lo que vas a escribir. Para llevarlo a cabo te será útil interrogarte y responder a las siguientes preguntas: ¿quién escribe?, ¿qué voy a escribir?, ¿para quién?, ¿con qué propósito?, ¿en qué ámbito?, ¿cuándo?, ¿dónde?, ¿cómo?

Las respuestas a estas preguntas te permitirán tomar las primeras decisiones acerca de quién va a ser el emisor (escritura individual o colectiva), los rasgos del destinatario, la finalidad del texto, el ámbito (académico o de otro tipo). Estas decisiones condicionarán aspectos tan esenciales como el registro textual, las características de la edición, la extensión, el nivel de profundidad en el tratamiento del tema, esenciales para encarar la etapa siguiente en la que tendrás que planificar el texto.

 

¿Cómo llevar a cabo la etapa de acceso al conocimiento?

 

Las dos preguntas esenciales que debes resolver en esta etapa son: qué escribir y cómo hacerlo.

 

¿Qué escribir?

 

El tema sobre el que vas a desarrollar un texto puede ser de tu elección u obligado. En ambos casos, debes preguntarte antes de escribir: qué sé sobre el tema y qué necesito saber, y realizar las primeras anotaciones al respecto.

 

¿Cómo hacerlo?

 

Este es el momento de contextualizar e indagar acerca del tipo y subtipo expositivo que utilizarás en el texto futuro. Contextualizar significa situar el texto en el entorno, lo que te obligará a tomar una serie de decisiones que determinarán aspectos esenciales, como el registro lingüístico, el emisor, el destinatario, el contexto. De hecho, el texto que escribas será diferente en función de quién o quiénes sean los destinatarios.

Al finalizar la etapa de Acceso al conocimiento, habrás elegido el tema de escritura, te habrás cerciorado de su alcance y posibles contenidos, conocerás qué es un texto expositivo y sus subtipos.

 

Textos Ejemplo:

- Textos modelo para cada uno de los subtipos propuestos por Meyer

Modelo de texto expositivo secuencia

 

Pincha aquí para acceder a la elaboración de las actividades de acceso al conocimiento

Copyright 2011 Acceso al conocimiento. All Rights Reserved. Licencia Creative Commons Patrocinador
Joomla themes by Hostgator coupon