Etapa II: Planificación

Imprimir

 

La planificación constituye la segunda etapa del proceso de escritura y su objetivo fundamental radica en elaborar un plan de escritura, una representación mental, esquemática, del texto que vas a escribir (un texto ideal que intentarás materializar a lo largo del proceso de escritura). Esta etapa está íntimamente vinculada con la precedente de acceso al conocimiento en la que analizaste los aspectos formales –relacionados con el cómo escribir–; y los aspectos de contenido –relativos al qué escribir– que intervienen y determinan el texto que vas a componer.

 

En esta etapa necesitas, por un lado, conocer cuál es la finalidad del texto (para qué escribir); y, por otro, qué pasos debes seguir. Además, deberás tener en cuenta las características del destinatario (a quién escribir); el tipo y subtipo escogidos, a cuyas normas debes adecuar la composición y las ideas que vas a transmitir.

El resultado de esta etapa se denomina plan de escritura y consiste en un esquema o mapa conceptual en el que se organizan las ideas conforme serán expuestas en el texto. Aquí encontrarás diversas sugerencias e indicaciones que te orientarán en la redacción. De hecho, muchos estudios acerca del proceso de composición indican que los escritores que elaboran planes de escritura antes de redactar tienden a producir textos de mayor calidad; por eso, te sugerimos que no sustituyas la planificación por la escritura del primer borrador.

En vista de lo anterior, resulta fundamental ofrecerte herramientas concretas que te ayuden a resolver la etapa de planificación del texto, como las que encontrarás en la siguiente aplicación. Este recurso te permitirá interiorizar las estrategias requeridas para la elaboración de tu plan de escritura. Con el tiempo podrás automatizarlas y conseguir, así, una mayor destreza.

¿Cómo planificar un texto expositivo de divulgación?

En esta etapa del proceso de composición, elaborarás  el plan de escritura que te ayudará  a organizar las  ideas del texto de acuerdo con  el tipo ( ), y subtipo elegidos ( ), con el destinatario ( ) y con el propósito ( ). Esto supone la producción de esquemas, resúmenes, guiones, índices, que te recordarán durante todo el proceso de escritura las decisiones tomadas respecto del qué y del cómo escribir.

En otras palabras, para planificar un texto expositivo necesitas elaborar un plan de escritura que se fundamenta en una versión simplificada de lo que vas a escribir. Este plan te apoya en la generación y organización de las ideas que incluirás en tu texto, puesto que te ayuda a estructurar los temas y sus características principales para designar conjuntos de información que ya posees en tu memoria.

Pincha aquí para acceder a actividades de elaboración de un plan de escritura

 

¿Qué es un texto expositivo?

Es aquel que tiene como intención principal transmitir información a quienes se supone que no la conocen. En los ámbitos escolares, además, estos textos pretenden explicar la información para que se comprenda y se asimile.

¿Cómo es la estructura de un texto expositivo?

La exposición de información obedece a un esquema prototípico que está formado por tres elementos: problema – resolución – conclusión. Ahora bien, estos textos, a diferencia de los narrativos, no responden a una superestructura o esquema común, sino que se ajustan a distintas maneras básicas (subtipos) de organizar la información.

 

 

Los subtipos de texto expositivo

Esta clasificación es orientativa para ayudar al trabajo de escritura pero, en ningún caso quiere decir que los subtipos sean excluyentes.

 

a) Descripción y definición

La descripción en la escritura expositiva está relacionada con mostrar las partes, las características, las propiedades, entre otros, que son propios de un ser, un lugar, un objeto o proceso.

A diferencia de la descripción, que busca particularizar, la definición generaliza  las características de los seres, los lugares, los objetos o procesos. Por lo tanto, genera conceptos, leyes, teoremas,  axiomas, principios, etc.

La consideración de ambos subtipos de organización mental de la exposición, supone un recurso importante para la mejora de la comprensión y la producción de textos en todas las materias del currículo  y en los usos orales y escritos de toda interacción social.

b) Clasificación

Consiste en dividir un conjunto en clases, identificando las relaciones y grados de los elementos con respecto al todo. Se trata de un esquema o subtipo muy común en los textos que persiguen exponer y explicar información.

c) Comparación y contraste (semejanzas y diferencias)

Comparar y establecer semejanzas y diferencias constituye un esquema mental o subtipo de exposición de información muy habitual en los textos que pretenden transmitir información.

d) Problema-solución

Este subtipo de exposición se puede formular mediante el esquema pregunta-respuesta.

e) Causa-consecuencia (causa –efecto)

Este subtipo de exposición admite presentar la información según se ordenen anterior o posteriormente el antecedente y el consecuente.

f) Ilustración

 

Es generalmente redundante y con fines mostrativos; se manifiesta, bien sea a través de fotografías, vistas panorámicas, dibujos, planos, gráficos, tablas, cuadros, esquemas, etc.; o bien mediante el recurso a la ejemplificación o ejercitación. Desde un punto de vista pragmático, aparece tras indicaciones del tipo: Como se puede ver en el gráfico...; Observa la(s) fotografía(s) de la página...; En este dibujo...; Observa los diagramas...; y otras semejantes.

 

 

DESTINATARIOS

 

Antes de empezar a escribir y durante el proceso de escritura, ten presente a la persona o personas a quien(es) va dirigido el texto:

 

PROPÓSITO O INTENCIÓN

Piensa cuál es tu intención antes de empezar a escribir:

 

Copyright 2011 Planificación. All Rights Reserved. Licencia Creative Commons Patrocinador
Joomla themes by Hostgator coupon